agosto 14, 2022

Morelos Habla

España en España es para cualquier persona que viva en España, visite España o cualquier persona interesada en las últimas noticias, eventos y deportes en España. Descubra más ahora.

Brasil debería seguir creando más puestos de trabajo en 2022, pero con salarios más bajos y sin contrato formal | trabajo y trabajo

La especialista en logística Camila Ferravanti, de 38 años, perdió su trabajo de compras durante 17 años en octubre de 2019, poco antes de que el Covid-19 llegara a Brasil.

Con el final del año y la llegada de la epidemia poco después, se necesitaron 11 meses para reemplazarlo. Pero la dificultad de adaptarse a la nueva empresa hizo que fuera despedida nuevamente en agosto de 2020.

En su búsqueda de una nueva oportunidad, Camilla dijo que enfrentó muchos procesos de selección estresantes, que requerían altas calificaciones, pero le ofrecieron un salario bajo y no estaba registrada. En enero de 2021 fue nombrada Analista de Compras en una mediana empresa, con Su salario es aproximadamente un 50% menos de lo que ganaba en la empresa para la que trabajaba.

“Acepté el puesto porque está cerca de mi casa, ofrece beneficios y porque es una sucursal que ya conozco, pero no quiero asentarme. Ya no cierro la puerta”, dijo Camila.

El hecho de Camila no es aislado. La investigación del economista Bruno Imazumi de LCA Consultores indica que Los empleos creados en el país en realidad pagan menos.

Según la encuesta, basada en datos del Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE), desde el primer trimestre de 2020 hasta el tercer semestre del año pasado, el número de trabajadores que ganan de cero a un salario mínimo (1212 reales brasileños) aumentó de 28.476 millones a 33.635 millones, un aumento del 18,11%.

Al mismo tiempo, el número de profesionales en activo que ganan más del salario mínimo ($2.424) pasó de 28.883 millones a 26.547 millones en el período, una disminución de 8% (ver gráfico a continuación).

Recuperación del mercado laboral – foto: g1

Los datos de la Encuesta Nacional Continua de Hogares por Muestreo (Pnad) publicados el viernes (28) Encuesta de Evaluación del Ciclo de Vida confirman: La tasa de desempleo de Brasil cayó al 11,6% en el trimestre que terminó en noviembre. Sin embargo, el rendimiento real habitual disminuyó un 4,5% en comparación con el trimestre anterior, a R$ 2.444 – El rendimiento más bajo de la serie histórica comenzó en 2012.

Sin crecimiento económico, sin recuperación salarial

Según Mazumi, Brasil debería retomar el número de vacantes que tenía en el período previo a la pandemia, pero Es poco probable que la calidad de estas oportunidades mejore hasta que la economía del país se recupere.. LCA Consultores espera que el PIB del país crezca un 0,7% este año.

“Mirar la tasa de desempleo por sí sola no cuenta muy bien la historia de lo que está sucediendo en el mercado laboral”, explicó el economista.

En la evaluación de Marcio Buschmann, profesor de economía de la Universidad Estadual de Campinas (Unicamp), dado que el entorno económico del país es desfavorable, los empleadores están asignando profesionales en formas que generan menos riesgo, como contratos cortos y salarios bajos. De esta forma, mitigan las pérdidas en caso de que la recuperación tarde demasiado.

Relación débito/crédito

En el aspecto profesional, Pochmann habla de la transición a una relación laboral “débito/crédito”, donde habrá empleo, pero no salarios suficientes para cubrir las necesidades de los trabajadores.

“Los países pueden tener muchos puestos de trabajo, pero cuando el ambiente no es el ideal, la gente hace cualquier otra actividad complementaria para sobrevivir. De esta forma, la relación laboral se aleja de la tradicional”, explicó.

Sérgio Menezes en su nuevo trabajo como secretario de escuela en Baixada Fluminense – Foto: Archivo Personal

Fueron los carruajes los que mantuvieron a la familia Sergio Menezes en el azul. Al regresar de la licencia de paternidad en julio del año pasado, Menezes, de 28 años, se sorprendió con una noticia común en tiempos de crisis: fue despedido.

Con una hija recién nacida que criar, el técnico de administración comenzó a buscar trabajo y, al mismo tiempo, a trabajar como barbero a domicilio para pagar las cuentas.

“El paquete con un niño de cinco días fue un duro golpe para mí”, dijo Menezes, “realmente no me lo esperaba, aproveché que tomé un curso en la barbería y también comencé a vender pasta a través de la aplicación con mi esposa”, dijo Menezes.

Unas semanas después, Menezes recibió contactos para procesos de selección, pero la mayoría de ellos le ofrecían un salario inferior al que tenía. Algunos no estaban registrados y no ofrecían beneficios. Descontento con las ofertas, el profesional siguió trabajando como barbero en noviembre, cuando consiguió trabajo como secretaria en un colegio de la Baixada Fluminense.

“Incluso fui a capacitarme en una empresa, pero terminé desistiendo porque no valía la pena. Hoy me siento bien”, dijo.

La inflación es un factor negativo

Además de los nuevos contratos por trabajos con salarios más bajos, la inflación, Cierra al 10,06% en 2021También tuvo un impacto significativo en los ingresos de quienes realmente trabajaban.

El boletín del Instituto de Investigaciones Económicas (Fipe) indica que el 50,2% de los ajustes salariales en 2021 estuvieron por debajo del índice nacional de precios al consumidor (INPC). Solo el 18,2% de los ajustes lograron superar la tasa de inflación.

explicó Helio Zilberstein, Profesor Titular de la Facultad de Economía de la Universidad de São Paulo (USP), quien coordina el boletín.

READ  FGTS se puede utilizar para pagar deudas de propiedad de vivienda; se cómo