julio 1, 2022

Morelos Habla

España en España es para cualquier persona que viva en España, visite España o cualquier persona interesada en las últimas noticias, eventos y deportes en España. Descubra más ahora.

9 alimentos que son buenos para el hígado (y 3 alimentos que son malos)

La alimentación es la base de la salud para el organismo de cualquier persona. Por lo tanto, si algún órgano no funciona bien, es posible invertir en la dieta para mejorar su rendimiento. Descubre alimentos que ayudan a mejorar trabajo hepatico.

ver también: Se deben evitar los alimentos que son malos para la salud del cerebro

Buenos consejos nutricionales para el hígado

1 – remolacha

raíz de remolacha

La remolacha es un gran alimento para controlar los niveles de glucosa en sangre en el cuerpo. No obstante, para una buena absorción, lo más indicado es consumir alimentos aún crudos, que se pueden rallar. Los nitratos de la remolacha ayudan en la vasodilatación y contienen un alto porcentaje de antioxidantes que se encargan de proteger el hígado.

2 – avena

me sentí cansado

Entre los hidratos de carbono, la avena es uno de los tipos de hidratos de carbono más convenientes, ya que tiene propiedades que ayudan al equilibrio del organismo. Es una gran fuente de beta-glucano y ayuda a reducir los niveles de colesterol malo. Este es el colesterol que es perjudicial para la salud, especialmente para el sistema vascular y el hígado.

3 – Nueces de Brasil

nueces de Brasil

Aunque es una semilla oleaginosa, las nueces de Brasil contienen lo que llamamos grasas buenas. Rico en omega 3 y vitaminas que son excelentes para la cicatrización y regeneración de tejidos orgánicos, como el hígado.

4 – aguacate

palta

Los aguacates son una rica fuente de nutrientes y, por supuesto, deben incluirse en la dieta. Contiene mucho glutatión, que es un tipo de antioxidante capaz de actuar directamente sobre el hígado y proteger el órgano.

READ  Las primeras dosis de vacuna antigripal llegan a MS

5 – alcachofa

alcachofa
alcachofa

Las alcachofas son ricas en silimarina, un antioxidante comercializado en muchos medicamentos. Sirve específicamente para tratar enfermedades que afectan al hígado. Ayuda a reducir la grasa visceral presente en el órgano. Se puede tomar como un té o cocido.

6 – brócoli

Brócoli

El brócoli contiene kaempferol, que proporciona una acción antiinflamatoria y ayuda a proteger y reparar un hígado dañado.

7 – Salmón

salmón

Una buena concentración de omega-3 es fundamental para el buen funcionamiento del órgano en cuestión. En este punto, el salmón es uno de los mejores alimentos.

8 – Uvas violetas

Uva

Otro alimento que puede ayudar a la recuperación del hígado son las uvas moradas, ya que contienen resveratrol, especialmente en las semillas.

9- ajo

ajo

El ajo antiinflamatorio mejora el funcionamiento de casi todos los tejidos y órganos del cuerpo.

Tipos de alimentos dañinos para el hígado

Como decíamos, la alimentación es la base de una buena salud tanto para el organismo como para el hígado. Por eso, más que seguir una dieta rica en buenos nutrientes, lo ideal es evitar los elementos nocivos. Ahora conoce algunos de los alimentos que se deben reducir en la dieta diaria.

1- Azúcar y dulces

duende

Según las indicaciones de las autoridades mundiales, el consumo diario de azúcar no debe exceder las seis cucharadas. Sin embargo, lo ideal es evitarlo, ya que muchos alimentos contienen diferentes moléculas de azúcar, como frutas, pan, pasta, carbohidratos, etc.

2- Alimentos grasos

tocino

Las grasas saturadas y trans deben evitarse tanto como sea posible. Sin embargo, es importante comer grasas saludables, como omega-3 o algunos derivados vegetales importantes. Complementa tu dieta con aceite de oliva fresco, aguacate y legumbres. La carne roja suele tener un alto contenido de grasas saturadas y ejerce presión sobre el hígado.

READ  6 signos iniciales y el orden en que pueden aparecer

3 – sal

sal

El exceso de sodio puede provocar cirrosis y provocar una acumulación de células proteicas en el hígado. Esto puede tener graves consecuencias para la salud.

Recuerda que estos son solo algunos consejos generales. Lo ideal es seguir siempre la orientación de nutricionistas y nutricionistas.