Inicio La Principal Pese a adversidades, no se detendrá Cuarta Transformación: AMLO

Pese a adversidades, no se detendrá Cuarta Transformación: AMLO

1762
0

Por Emmanuel Carrillo, Clara Meza, Yazmín Zaragoza

El presidente Andrés Manuel López Obrador brindó su primer informe con motivo de los 100 días de su segundo año de gobierno, y destacó que en el país se cuentan con seis mil 425 camas de terapia intensiva para tratar casos graves de COVID-19.

El mandatario federal detalló que estas camas cuentan con ventiladores, así como personal médico y de enfermería especializado para atender a los enfermos.

De igual forma, expuso que las secretarías de la Defensa Nacional y de Marina-Armada de México apoyan al sector salud con su infraestructura hospitalaria y médica, para lo que se dispuso de cinco mil millones de pesos para que adicionalmente se cuente con un respaldo de mil 359 camas con equipo especializado para atender casos agudos de la enfermedad.

El Ejecutivo federal fue enfático en señalar que desde antes de que se agravara la pandemia del COVID-19, su gobierno intervino al sector, que fue desmantelado en los gobiernos neoliberales, para lo cual dispuso 40 mil millones de pesos adicionales a su presupuesto programado.

Aunque resaltó que, a diferencia de otros países, como India, México se mantiene aún con niveles bajos de contagio y muertes, pidió a la población no confiarse y atender las recomendaciones del sector salud, como mantenerse en casa.

“Tengo la certeza, pienso, de que saldremos adelante, como sucede cuando la entrega, la honestidad y el profesionalismo de los servidores públicos se enlaza, se articula con la generosidad y la solidaridad del pueblo”, afirmó López Obrador en su mensaje, el cual fue transmitido desde el Patio de Honor del Palacio Nacional y en el que no hubo invitados.

Destacó que como en otras calamidades, el pueblo de México saldrá delante de esta nueva prueba gracias a la fortaleza de la familia y el legado cultural.

“Nos ayuda mucho y eso es lo principal, la solidaridad de nuestro pueblo y la fraternidad que caracteriza a nuestras familias, que como lo he señalado en diversas ocasiones, la familia mexicana es la principal institución de seguridad social del país”, sostuvo.

“Se apretará gobierno el cinturón”

Los efectos que la pandemia a nivel global y en México a nivel económico serán abordados por el gobierno implementando un plan riguroso de austeridad donde por nueve meses se bajarán los sueldos de subdirectores y quedará suspendida la prestación de aguinaldos de altos funcionarios, incluido el presidente de la República.

También, como parte de este plan, el gobierno reducirá los gastos en publicidad, gastos de operación y la asignación de viáticos.

De igual forma se pedirá a las dependencias gubernamentales ahorros en compras a proveedores y en costos de contratos asignados a empresas constructoras.

Pese a ello, el mandatario federal descartó que se vaya a despedir a funcionarios públicos, sin embargo, alertó que les será demandado mucho mayor compromiso y espíritu de servicio.

“Aclaro que no habrá despido de trabajadores al servicio del Estado en ningún nivel, pero eso sí, se demandará más eficiencia, más entrega, más espíritu de servicio, mayor austeridad y honestidad total”, dijo.

Además, se dispondrá de un fondo de 35 mil millones de pesos del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) para entregar créditos personales, que van de 20 mil a 56 mil pesos, en beneficio de 670 mil trabajadores al servicio del Estado.

El Fovissste y el Infonavit destinarán 177 mil millones de pesos para otorgar créditos de vivienda durante nueve meses en beneficio de 442 mil 500 trabajadores, acción que generará 270 mil nuevos empleos.

Para que el gobierno cuente con más recursos, el mandatario federal informó que se intensificará la enajenación de bienes mal habidos a la delincuencia común y a la delincuencia de cuello blanco, que serán liquidados mediante subastas o rifas organizadas por el Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado.

Anuncia plan para la recuperación económica

López Obrador afirmó que, para reactivar la economía sin aumentar impuestos, sin decretar gasolinazos, se recurrirá al Fondo de Estabilización de los Ingresos Presupuestarios.

Aseguró que se aumentará la inversión pública destinada a la creación de empleos y se otorgarán créditos a pequeñas empresas familiares y a quienes se buscan la vida como pueden día con día.

Para ello, se recurrirá a los ahorros del Fondo de Estabilización y los recursos que se mantenían guardados en los fideicomisos y con el apoyo de la Banca de Desarrollo

“A diferencia de otros años, cuando se le pedía al pueblo fajarse el cinturón, ahora es el gobierno el que se está apretando el cinturón, terminando de borrar, de desaparecer y desterrar la corrupción, acabando con lujos y ostentaciones para reducir el costo del gobierno a la sociedad y seguir regenerando la vida pública”.

También se continuará con el programa de estímulos fiscales en la frontera norte y bajos precios de gasolina y otros energéticos.

El mandatario federal reiteró que no se aumentarán los impuestos ni se crearán nuevos y se cumplirá cabalmente el compromiso de devolver el Impuesto al Valor Agregado (IVA) con prontitud a los contribuyentes como se lo han solicitado los representantes del sector empresarial.

López Obrador detalló que sólo este año se invertirán 25 mil millones de pesos para la introducción de agua potable y drenaje, pavimento y la construcción y el mejoramiento de 50 mil viviendas en zonas marginadas de 50 municipios del país.

Enfatizó que estas acciones permitirán la creación de 228 mil empleos directos.

Detalló que, por ejemplo, el programa Sembrando Vida da empleo permanente a 230 mil sembradores, se ampliará a 200 mil campesinos más, con el propósito de que tengan trabajo de inmediato.

De igual forma, a partir del mes próximo recibirán apoyos directos 190 mil pescadores.

Este año, abundó, también se entregarán apoyos adicionales a las sociedades de padres y madres de familia para el mantenimiento de 31 mil planteles escolares.

Continuarán megaproyectos de infraestructura y alivian carga fiscal a Pemex

Pese a la crisis económica global provocada por la pandemia, seguirá en marcha la construcción del aeropuerto de Santa Lucía “Felipe Ángeles”, la rehabilitación de las seis refinerías y la construcción de la nueva refinería de Dos Bocas, Paraíso, Tabasco.

El Ejecutivo federal enfatizó que se privilegiará la refinación de combustibles en el país, acción por la que Petróleos Mexicanos (Pemex) dispondrá de 400 mil barriles adicionales para este efecto, a fin de no malbaratar el petróleo de exportación y bajar la compra de combustibles en el extranjero.

Además, para hacer frente a la crisis en los precios del petróleo, López Obrador informó que la carga fiscal de Pemex bajará y adicionalmente la empresa productiva del Estado dispondrá de un recurso extra de 65 mil millones de pesos.

La Comisión Federal de Electricidad (CFE), señaló, cuenta con financiamiento suficiente para construir las plantas termoeléctricas que se necesitan en la península de Yucatán, en Baja California y en otras regiones del país.

“Está asegurado en todo el territorio nacional el abasto de energía eléctrica”, sostuvo.

También indicó que se inició con la modernización y ampliación del Ferrocarril del Istmo y de los puertos de Salina Cruz, Oaxaca, y Coatzacoalcos, Veracruz, con lo que se generarán este año siete mil 300 empleos.

El 30 de abril, agregó, se firmará el contrato de construcción del primer tramo del Tren Maya y en mayo se signarán cuatro más.

Para 2022, el Ejército se encargará de la construcción de poco más de 485 kilómetros, una vez que se termine la edificación del Aeropuerto Internacional “General Felipe Ángeles”, en el Estado de México.

“Este año, en los cinco tramos que comprenden mil 43 kilómetros de construcción del Tren Maya, vamos a generar 80 mil empleos y habrá una derrama económica de 35 mil millones de pesos en los estados del sureste del país”.

Promete crear 2 millones de empleos en nueve meses

El presidente Andrés Manuel López Obrador se dijo optimista que, con la dispersión de apoyos en programas sociales, que llegarán a 22 millones de beneficiarios, y el desarrollo de infraestructura, en nueve meses se generarán dos millones de empleos.

En suma, los programas sociales y el desarrollo promovido por el gobierno este año llegará a 22 millones de beneficiarios.

“En estos hechos y acciones baso mi optimismo”, dijo el tabasqueño.

El presidente Andrés Manuel López Obrador enfatizó que la transformación de la vida pública del país no se detendrá pese al embate de calamidades, como el coronavirus y la caída de los precios del petróleo, acción que achacó, a un debilitamiento del sistema capitalista.

“A pesar de las adversidades, no se detendrá la transformación de México. Reitero, son más nuestras fortalezas que las debilidades y son mucho más los ciudadanos que buscan el cambio verdadero que quienes apuestan al retroceso.

“Esta crisis es pasajera, transitoria. Pronto regresará la normalidad, venceremos al coronavirus, reactivaremos la economía y México seguirá de pie, mostrando al mundo su gloria y su grandeza”, aseguró.

López Obrador dijo entender el malestar que genera en los conservadores su nueva visión de gobierno, en el que se privilegia el bienestar de la mayoría y no el de unos cuantos.

Aseguró que la historia ha demostrado que los modelos económicos que sólo benefician a las minorías únicamente producen misera y violencia.

“Por eso el plan de recuperación económica que estamos aplicando no se ajusta al modelo neoliberal o neoporfirista. Ya rompimos el molde que se usaba para aplicar las llamadas medidas contracíclicas que sólo profundizaban más la desigualdad y propiciaban la corrupción en beneficio de unos cuantos”, añadió.

“La fórmula que estamos aplicando para remontar la crisis transitoria, repito, es la suma de tres elementos básicos: mayor inversión pública para el desarrollo económico y social, empleo pleno y honestidad, y austeridad republicana. Nada nos hará regresar al pasado”, advirtió.

El Ejecutivo federal se mostró confiado en que México se repondrá de esta calamidad y citando al libertador Simón Bolívar, clamó que “¡Vamos a triunfar, triunfar!”.

------------------------------------------------------ ---------------------------------------
Loading...
------------------------------------------------------ ---------------------------------------