SANZ: EL PROHOMBRE DEL NUEVO GOBIERNO

/ Por
Aumentar tamaño de texto
A A =

El diario Reforma publicó el 20 de diciembre de 2016 una entrevista realizada por el reportero Mayolo López a José Manuel Sanz Rivera, hoy flamante delegado especial del Comité Ejecutivo Nacional del Partido Encuentro Social (PES) en funciones de dirigente de ese mismo instituto político en Morelos. Además, Sanz es quien ha manejado el gobierno municipal de Cuernavaca, convertido en la sombra del alcalde y gobernador electo de Morelos, Cuauhtémoc Blanco Bravo. No hay duda de que el antiguo manejador del ex futbolista será el hombre más importante del gobierno estatal a partir del 1 de octubre venidero, claro, después del “Cuauh”.

En aquella entrevista con el citado diario capitalino, el español dizque naturalizado mexicano confirmó las motivaciones que tuvo cuando alquiló al ex futbolista como candidato del PSD a presidente municipal de la capital morelense a finales de 2014: hacer dinero de la forma más rápida, tal como lo producía cuando representaba a prestigiados exponentes del balompié nacional e internacional… antes de ser contactado por los hermanos Roberto y Julio Yáñez Moreno en su residencia de Houston, Texas.

A continuación transcribiré parte de aquella entrevista, por considerarla de interés en la coyuntura política actual, pues Sanz Rivera ya es actor en la política morelense, a pesar de haber llegado a nuestra entidad hace apenas tres años. Habla como estadista y amenaza con aplicar la guillotina del Poder Ejecutivo a quien o quienes no hayan respaldado el proyecto del PES representado por Cuauhtémoc Blanco. Sanz presume la votación conseguida por ese partido en los pasados comicios, pero omite cualquier referencia al verdadero resultado de la elección: los ciudadanos se volcaron una vez más a favor de Andrés Manuel López Obrador (ya lo habían hecho en 2006 y 2012), y mediante el voto en cascada le otorgaron la victoria al candidato de Morena, que era Blanco Bravo. Empero, si el candidato hubiera sido Rabindranath Salazar Solorio, en estos momentos sería también gobernador electo. Lo de la popularidad del “Cuauh” pasó a un segundo plano.

Van, pues, algunos fragmentos de dicha entrevista.

Tituló Reforma: VE SANZ EN LA ALCALDÍA SU PEOR NEGOCIO

Por Mayolo López. Grupo Reforma. 20 de diciembre de 2016.

Cuernavaca, México (20 diciembre 2016).- El eterno apoderado de Cuauhtémoc Blanco, José Manuel Sanz, aseguró que haber llevado al ex futbolista a la candidatura por la Alcaldía de Cuernavaca ha sido el peor negocio de su vida.

Desde los primeros minutos del sábado pasado, Sanz inició con el Alcalde una huelga de hambre en el atrio de la Catedral de la ciudad, en protesta por el juicio político que el Congreso morelense le fincó a su protegido.

Cuando el ayuno llegaba a las primeras 15 horas, paramédicos de la Cruz Roja revisaron a Sanz y a Blanco y el primero presentó un cuadro de alta presión.

Junto con el ex futbolista, Sanz estuvo en el ojo del huracán cuando sobrevino la ruptura con el Partido Socialdemócrata (PSD), la agrupación que postuló a Blanco como candidato a la Alcaldía.

A finales de agosto, el programa “10 en Punto” de Denise Maerker informó que el ahora Edil había cobrado 7 millones de pesos por aceptar ser el abanderado y que Sanz estampó su firma en el contrato respectivo.

Ayer, Sanz fue entrevistado en la Alcaldía de Cuernavaca durante el recorrido que Blanco hizo por el inmueble, un día después de levantar su ayuno. Sanz funge como Secretario Técnico del Ayuntamiento.

-¿Por qué se dice que para usted fue muy buen negocio haber encauzado la postulación de Blanco como candidato?, se le preguntó.

-Ha sido el peor negocio de mi vida. ¡El peor negocio de mi vida!, remarcó.

-¿De veras?

-De veras. Y se lo digo por la vida de mis hijos. Socialmente, el mejor: porque me encanta que ayudemos a la sociedad. Si se refiere a la cuestión económica, el peor negocio de mi vida.

-¿Por qué?

-Pues imagínese… Aquí (el Ayuntamiento) se tiene un sueldo de 35 mil pesos, ¿no? Y el alcalde tiene un sueldo de 48 mil pesos.

-¿Y no podía dejar la Administración y dedicarse a lo que era lo suyo?

-Yo tengo que estar al lado de Cuauhtémoc. Y seguiré al lado de Cuauhtémoc. Ese es mi compromiso con él desde hace 18 años.

Sanz censuró el hecho de que el Gobernador de Morelos, Graco Ramírez, haya declarado ayer mismo que Blanco había solicitado un crédito al Congreso del Estado.

“Pero no es así. Es un refinanciamiento que no tiene nada que ver con el crédito. Sólo se solicitó un refinanciamiento para la mejora de las tasas de interés bancarias”, indicó el funcionario.

-¿Cuál es el trasfondo del lío que mantiene Blanco con el Gobernador?

-Esta telaraña habría que ver y mover todos los hilos; pero interpreto como una especie de venganza, de represalia.

-Una venganza, ¿como consecuencia de qué?

-Posiblemente del rompimiento que haya tenido el Alcalde con el partido (PSD) con el que estaba.

HASTA AQUÍ LA ENTREVISTA DE REFORMA

Por supuesto que el español tenía razones por las cuales sentirse decepcionado, pues durante lustros se acostumbró a recibir miles y miles de dólares provenientes de jugosos contratos con futbolistas, similares a los que tuvo con el “Temo” antes de venir a nuestra capital apenas en enero de 2015. Previo a ese “fichaje”, como ya lo indiqué líneas atrás, Sanz residía en Houston, Texas, mientras Blanco se dedicaba a despilfarrar su fortuna en las apuestas.

En la entrevista concedida a Reforma el funcionario municipal admitió, sin titubear y con la mayor desvergüenza, su verdadera intencionalidad y la de su pupilo cuando aceptó alquilarse como candidato del PSD a cambio de siete millones de pesos.

Todos sabemos que el contrato celebrado entre Blanco y Sanz con el PSD-Morelos les dejó una buena lana. Indudablemente, Sanz cobró lo suyo y decidió avecindarse por completo en Cuernavaca, para lo cual compró una casa en el exclusivo condominio “Forest Hills”, situado en la avenida Guillermo Gándara de la colonia Amatitlán.

La parte que le correspondió de ese contrato le alcanzó para pagar alrededor de 3.5 millones de pesos poniendo el inmueble a nombre de su esposa. Con respecto a lo anterior, le fue muy bien al dirigente del PES, como indudablemente le ha ido en el proceso electoral 2017-2018 gracias a la imposición de López Obrador a favor de Blanco desplazando a Rabín Salazar Solorio.

Tal capricho obradorista lo colocó frente a un enorme pastel.

Con el Partido Encuentro Social, Sanz ofreció a Blanco como candidato a presidente de la República a cambio de 40 millones de pesos, propuesta que los líderes venales del PES, comandados por Hugo Eric Flores, rechazaron. Empero, el sostener a Blanco como candidato a la gubernatura de ese partido (por encima de Morena y el Partido del Trabajo), fue pactado en alrededor de 20 millones de pesos, según comienza a trascender en Morelos.

Y es que José Manuel Sanz no da pasos sin huarache. En cualquier circunstancia ve la posibilidad de hacer negocio, lo cual confirmaremos cuando se difunda la lista del gabinete que acompañará a Blanco en la primera etapa de su mandato. Es indudable que Sanz colocará a gente de su absoluta confianza en los sitios clave, donde se tomarán las grandes decisiones con respecto a los contratos, licitaciones, asignaciones directas, etcétera.

Para concluir quiero retomar parte de un artículo escrito en agosto de 2016 por David Faitelson, especialista en deportes: “Me parece irresponsable lo que ha hecho José Manuel Sanz, representante de Cuauhtémoc Blanco, si es él quien está detrás de esto (meter a fuerza al ex futbolista como edil en Cuernavaca). Y me parece penoso también que la política y los políticos se presten para abusar y para poner en riesgo a personajes populares como Blanco que no cuenta, de ninguna manera, con la preparación, la sagacidad y la experiencia para ocuparse de un puesto político (…) Blanco es una víctima de sinvergüenzas que lo único que buscan es robarse el dinero a su nombre. Lo pueden hacer, como lo hacen muchos políticos en este México, pero no tienen derecho a exponer la vida de un personaje histórico para nuestro futbol y nuestro deporte. Cuauhtémoc Blanco se ha metido en la cueva de lobo”.

Pues sí. Sanz fue el autor del berenjenal padecido no solo por el “Cuauh”, quien disfruta actualmente de su familia en Europa, sino por toda la ciudadanía de Morelos.

Loading...
(Visited 42 times, 1 visits today)