Ya viene la Fepade

/ Por
punto y aparte cinta
MH
Aumentar tamaño de texto
A A =

El Juez Quinto de Distrito, Salvador Bravo Hernández, se negó a librar orden de aprehensión contra el presidente municipal de Cuernavaca, Cuauhtémoc Blanco Bravo, y el secretario técnico del ayuntamiento, José Manuel Sanz, a pesar de que la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales de la PGR (Fepade) demostró que ambos funcionarios mintieron a las autoridades electorales, tramitaron de manera fraudulenta sus credenciales de votación y consiguieron el registro del ex futbolista para contender en los comicios de 2015 a nombre del PSD.

El 7 de marzo de 2017, durante un acto desarrollado en el Instituto Mexicano de la Juventud (en CDMX), Santiago Nieto Castillo, entonces titular de la Fepade, confirmó que eran tres las averiguaciones previas vinculadas con el alcalde cuernavacense, dos de las cuales se consignaron ante el juez federal Salvador Bravo Hernández, quien sistemáticamente se negó a proceder contra Blanco conforme a derecho. Siempre dió muestras de favorecer al edil y su secretario técnico, por consigna o hechos discrecionales.

La Fepade ejercitó dos veces acción penal contra Blanco: el 19 de diciembre de 2016 y el 27 de enero de 2017. En la primera, Bravo Hernández objetó que se hubieran anexado documentos originales del Instituto Nacional Electoral (INE) protegidos con plástico sellado. La Fepade repuso la presentación de esas pruebas y aceptó las condiciones del juzgador. Así llegó la segunda consignación, cuando Bravo Hernández se negó a admitir el asunto dizque porque no era de su competencia, sino del fuero común.

La Fepade demostró que el juez se excedió de sus funciones. Mediante un recurso interpuesto ante el Tribunal Superior de Justicia de Morelos y un Juzgado de Control logró que ese órgano jurisdiccional rechazara la admisión del expediente, por no ser de su competencia, sino del ámbito federal.

Es importante subrayar que la Fepade nunca ha abandonado las indagatorias sobre los delitos cometidos por Blanco y José Manuel Sanz. Empero, por presiones del ex secretario de Gobernación, Miguel Osorio Chong, a Santiago Nieto Castillo y mediante influyentismo entre ministros de la SCJN, logró suspender la acción penal contra Blanco y Sanz, pero los litigios no están cerrados.

¿Cuáles fue el principal delito contenido en el expediente aún abierto en la Fepade? Alteración al registro de federal de electores, pues Blanco proporcionó datos falsos al INE para obtener su credencial de elector. La Ley General en Materia de Delitos Electorales, artículo 13, fracción I, prevé una sanción de 60 a 200 días de salario mínimo y prisión de tres a siete años por alterar el padrón electoral. No me cansaré de repetir que Blanco es inelegible y pondrá en riesgo a cualquier partido cuando se registre como aspirante a un cargo de elección popular. Estaremos pendientes y después diremos.

Loading...