martes, 20 agosto, 2019
La Principal Morelos

Morelos, riqueza natural

El estado ofrece una gran variedad de sitios naturales e históricos que son fuentes inagotables de experiencias.

Los destinos que Morelos ofrece son diversos y espectaculares por su riqueza natural que atrapa a los visitantes. En primer lugar, por su gran popularidad y la gran variedad de actividades que se pueden realizar en él, se encuentra el cerro del Tepozteco, en Tepoztlán, municipio situado al norte de Cuernavaca que alberga las ruinas arqueológicas en el punto más alto de un cerro cuya subida no es nada sencilla, pero que bien vale la pena para observar el estado desde otro ángulo así como relajarte, recargarte de energía y respirar el aire más puro de Morelos.

Siguiendo el rastro de nuestros antepasados, Xochicalco y Chalcantzingo son otro referente, pues, pese a que son producto de la mano del hombre, estas ruinas arqueológicas forman parte del paisaje morelense y la naturaleza las favorece con el clima y el entorno ideal para disfrutar de su extensión.

Xochicalco es un sitio arqueológico que se ubica en los municipios de Temixco y Miacatlán estado de Morelos, México, a 38 km al suroeste de la ciudad de Cuernavaca. Fue declarado patrimonio de la humanidad por la Unesco de 1999 y en el lugar también se encuentra establecido un museo con piezas y objetos que explican mejor su historia.

Por su parte, Chalcatzingo  se encuentra en el Valle de Morelos, ocupando una superficie de tierras fértiles al pie de dos cerros: el Chalcatzingo y El Delgado, tiene un desarrollo paralelo con La Venta, Tabasco, que queda en evidencia en el estilo decorativo de los edificios y los petrograbados que ahí se encuentran; es uno de los asentamientos más importantes con influencia Olmeca.

El Parque Nacional Lagunas de Zempoala está formado por las lagunas de: Compila, Tonatihua, Seca, Prieta, Ocoyotongo, Quila y Hueyapan, este parque se encuentra en la Sierra del mismo nombre y el poblado más cercano es Huitzilac, por lo que la zona ofrece al visitante artesanías de la región, como los muebles rústicos realizados en diversas clases de madera, así como miniaturas de los mismos.

Para quienes gustan de las caminatas hay numerosos senderos con cañadas cubiertas de hongos y hierbas aromáticas, bajo enormes encinos, pinos y oyameles. Cuenta con zona de campamento, estacionamiento, venta de antojitos mexicanos, paseo a caballo, paseo en lanchas y venta de artesanías de la región. El bosque que rodea a las siete lagunas alberga pinos, oyameles y encinos, que incitan a disfrutar de la naturaleza y de la tranquilidad que se aspira al contemplar los paisajes en los que se conjugan las tonalidades azules de sus aguas, con los verdes diversos de los bosques circundantes.

Al sur del estado, también existen lugares mágicos por naturaleza, como Tequesquitengo, también llamado “El mar de Morelos”, se localiza ocupando parte de los municipios de Jojutla y Puente de Ixtla, al sur del Estado de Morelos, a 36 Km. de la Ciudad de Cuernavaca y a 111 Km. De la Cd. de México, actualmente brilla como uno de los destinos turísticos más frecuentados por los vacacionistas. El clima es cálido subhúmedo con lluvias en verano y con una temperatura promedio de 28° centígrados. Gracias a su clima, se cuenta con una diversidad de fauna y flora como: mojarras, iguanas, mapache, tejón, zorrillo, armadillo, entre otros; la vegetación es selva baja caducifolia, en donde los árboles pierden sus hojas casi por completo durante el periodo de sequía y florecen a principios de la temporada de lluvias. En el lugar se pueden encontrar diferentes servicios que van desde un temazcal con el ritual prehispánico hasta masajes con técnicas orientales, así como distintos lugares para hospedarse y disfrutar de la gastronomía.

La Laguna del Rodeo, en el poblado que lleva el mismo nombre, es un gran atractivo en la zona, aunque se construyó como presa para beneficiar a los habitantes de Morelos, hoy en día se puede practicar la pesca deportiva de lobina en el lugar. Sus paisajes son dignos de admirarse y el escenario ideal para pasar un día de campo y pasear. Ya sea que te guste practicar la pesca o que sólo quieras ir a pasar el día y disfrutar de la naturaleza, es un buen destino y podrás encontrar restaurantes a su alrededor con comida casera y deliciosa.

Regresando a Cuernavaca, el Jardín botanico y museo de medicina tradicional se ubica en una casa de verano del siglo XIX, construida por órdenes de Maximiliano de Habsburgo. Conocida como Casa de la India Bonita, fue edificada en la antigua finca El Olindo, en él se difunden las prácticas tradicionales de curación y salud, en las que el uso de plantas y hierbas, además de otras formas de curación ritual, fueron una constante entre las poblaciones prehispánicas y algunas comunidades rurales y urbanas del México contemporáneo y es sede de un amplio jardín botánico o museo vivo, con una gran variedad de plantas medicinales y ornamentales, hierbas, flores, cactáceas y condimentos.

El acervo está conformado por una colección de más de 800 especies de relevancia etnobotánica, 700 de ellas identificadas taxonómicamente y distribuidas en casi cuatro hectáreas donde se realizan visitas guiadas y se brinda asesoría botánica.

Así, la entidad resguarda maravillas naturales e históricas que la hacen digna de recibir el sobrenombre de “La eterna primavera”, además de convertirlas en lugares imperdibles de conocer y aprender de ellos. Visita Morelos y disfruta de la estancia.

------------------------------------------------------ ---------------------------------------
Loading...
------------------------------------------------------ ---------------------------------------

Noticias relacionadas

¡Ya casi está lista la Fuente de Civac para Semana Santa!

Morelos Habla

¿Por qué le decimos Ciudad de la Eterna Primavera a Cuernavaca?

Morelos Habla

El reemplacamiento es ‘por tu seguridad’ y no por el dinero, justifica el gobierno de Cuauhtémoc Blanco

Rodrigo Zamora Balderrama