Atienden a quejosos por gasoducto

/ Por
Aumentar tamaño de texto
A A =

Tres colonias buscan evitar las obras de introducción ya que en la zona cuentan con ductos de Pemex.

Vecinos de las colonias Mártires de Río Blanco, Hernández Navarro y Fraccionamiento Alegría pararon, la mañana de este miércoles, las obras de introducción de un gasoducto de la empresa de Gas Natural de Noroeste que traslada gas natural en un tramo de 4.3 kilómetros, desde el municipio de Jiutepec hasta Cuernavaca.

La zona, argumentaron los vecinos, está saturada de los ductos de Petróleos Mexicanos (PEMEX) que son saqueados constantemente y ahora, la introducción del gasoducto, implica un riesgo mayor para los miles de habitantes de la zona y para quienes transitan por el lugar.

Los inconformes instalaron un plantón en el lugar de la introducción de los tubos y advirtieron que no permitirán se avance con esa construcción que implica un peligro para más de mil familias. Denunciaron que como parte de estos trabajos, se canceló un canal de agua y ahora, el agua ha comenzado a inundar sus viviendas.

La empresa cuenta con los permisos necesarios

A la protesta, se dio cita el director de análisis político de la subsecretaría de Gobierno del estado, Luis Alberto Robledo Luciano, quien refirió que la empresa cuenta con los permisos necesarios para poner en marcha este proyecto.

“Esto fue resultado de una licitación a nivel federal, de hecho, el ducto pasa por un derecho de vía federal, autorizado por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT)”, señaló el funcionario estatal. 

En el municipio de Jiutepec, refirió, se concluyó ya la introducción del tubo de cuatro pulgadas, que llegará hasta la calle de San Juan, en la capital morelense, por lo cual aún le falta mucho recorrido que hacer.

El gasoducto forma parte de la resolución mediante la cual la Comisión Reguladora de Energía determinó la Zona Geográfica de Morelos para fines de distribución de gas natural, que incluye los municipios de Cuautla, Cuernavaca y Jiutepec, en el estado de Morelos; Atlixco en el estado de Puebla, y San Mateo Atenco en el estado de México, lugares que contarán con la energía natural.